IV Centenario Expulsión de los Moriscos

Principal Arriba Autores Historiografía Preguntas Enlaces Imágenes Lugares Vocabulario Personajes moriscos Vida cotidiana Eventos Consejo científico Tesis


Principal
Arriba
Autores
Historiografía
Preguntas
Enlaces
Imágenes
Lugares
Vocabulario
Personajes moriscos
Vida cotidiana
Eventos
Consejo científico
Tesis

 

Contacto

Dedicada al profesor Bernard Vincent

Casa Árabe

 

 

Video documental Expulsados

Declaraciones Expertos sobre el 400 aniversario de la Expulsión de los moriscos

Trailer sobre Túnez y la Expulsión de los moriscos

Web de civilización árabe islámica  

Apartado de literatura aljamiada 

 

Miembros

Consejo científico Congresos 2009: Contacto 

José María Perceval

 

Audiovisuales

 

Vídeo Expulsados

Especialistas moriscos hablan de la expulsión

Moriscos en Túnez

 

 

Bitácoras  Moriscas:

 

Archivo de la Frontera

Tertium comparationis

Identidad Andaluza

Axarquiaviva

Medievalum

Xarquia

 

 

Congreso Granada

 

Página de Michel Boeglin y Vincent Parello

 

 

 

web sobre niños moriscos del profesor Ignasi Gironés.

 

La quema de libros de Cisneros

 

Para desarraigarles del todo de la sobredicha su perversa y mala secta, les mandó a los dichos alfaquíes tomar todos sus alcoranes y todos los otros libros particulares, cuantos se pudieron haber, los cuales fueron más de 4 ó 5 mil volúmenes, entre grandes y pequeños, y hacer muy grandes fuegos y quemarlos todos; en que había entre ellos infinitos que las encuadernaciones que tenían de plata y otras cosas moriscas, puestas en ellos, valían 8 y 10 ducados, y otros de allí abajo. Y aunque algunos hacían mancilla para los tomar y aprovecharse de los pergaminos y papel y encuadernaciones, su señoría reverendísima mandó expresamente que no se tomase ni ninguno lo hiciese. Y así se quemaron todos, sin quedar memoria, como dicho es, excepto los libros de medicina, que había muchos y se hallaron, que éstos mandó que se quedasen; de los cuales su señoría mandó traer bien 30 ó 40 volúmenes de libros, y están hoy en día puestos en la librería de su insigne colegio y universidad de Alcalá, y otros muchos añafiles y trompeticas que están en la su iglesia de San Ildefonso, puestos, en memoria, donde su señoría reverendísima está sepultado.

Con la obra inconclusa de Vallejo a mano, Álvar Gómez de Castro, discípulo de Cisneros, acabó la primera biografía del arzobispo. Ofrece algunos detalles nuevos:

Alegre por el éxito Jiménez y estimando que debía aprovecharse una ocasión tan favorable, y extirpar radicalmente de sus almas todo el error mahometano, no se detenía ante el parecer de quienes juzgaban más prudente ir quitando poco a poco una costumbre inveterada; pues pensaba que este método era aplicable en asuntos de poca importancia, y en los que no se ventile la salvación de las almas. Así que, con facilidad, sin dar un decreto y sin coacción, logró que los Alfaquíes, dispuestos en aquella época a hacer todo tipo de favores, sacasen a la calle los ejemplares del Corán, es decir, el libro más importante de su superstición, y todos los libros de la impiedad mahometana, de cualquier autor y calidad que fuesen. Se reunieron cerca de cinco mil volúmenes, adornados con los palos de enrollar; los cuales eran también de plata y oro, sin contar su admirable labor artística. Estos volúmenes cautivaban ojos y ánimos de los espectadores. Pidieron a Jiménez que les regalase muchos de ellos; pero a nadie se le concedió nada. En una hoguera pública fueron quemados todos los volúmenes juntos, a excepción de algunos libros de Medicina, a la que aquella raza fue siempre y con gran provecho muy aficionada. Tales libros, librados de la quema por el mérito de arte tan saludable, se conservan actualmente en la Biblioteca de Alcalá. Hasta este momento había marchado realmente sobre ruedas el programa de nuestro Obispo.

texto completo artículo Eisenberg, Daniel: Publicado en Journal of Hispanic Philology, 16, 1992 [1993], 107-124. Copyright © Daniel Eisenberg, 1993 and 1998.

 

 
Cualquier pregunta póngase en contacto con [Organización]
Web personal: José María Perceval
Última modificación: 19 de marzo de 2009.